Menú principal

Cómo evitar el acoso sexual en el trabajo

cómo evitar el acoso sexual en el trabajo

Las mujeres españolas tienen que hacer frente a muchas zancadillas y problemas en el mercado de trabajo. Para empezar, las féminas tienen que soportar ver como sus salarios son muy inferiores con respecto a los hombres para puestos de idéntica formación y responsabilidad. En este sentido, diversos estudios muestran que el salario de las mujeres que ocupan cargos directivos en España es hasta un 10% inferior al de los hombres para el mismo puesto. En general, la brecha salarial entre hombres y mujeres en España es de casi el 18%. Sin embargo, el de la discriminación salarial no es el único (ni el más grave) obstáculo que deben superar las mujeres españolas en sus puestos de trabajo día a día. En efecto, según un informe de la Secretaría Confederal de la Mujer de CCOO, un 6,6% de las españolas han sufrido acoso sexual en el trabajo.

Ser mujer, factor de riesgo

De acuerdo con este informe, las tres cuartas partes de los casos de acoso sexual en el trabajo que se denuncian son sufridos por mujeres. Desde el departamento de mujer e igualdad del sindicato se apunta a que más del 40% de los casos de acoso son sufridos por mujeres separadas o divorciadas (frente a un 15% de denuncias de casadas). Asimismo, a mayor precariedad laboral y eventualidad del contrato, mayores posibilidades de sufrir abusos por parte de compañeros o superiores. La ‘invasión física’, en un 62% de los casos, y los roces y tocamientos (15%) son las formas predominantes de acoso.

Hacer frente al acoso sexual en el trabajo

Para empezar es necesario que identifiques el problema. Las situaciones de acoso suelen partir de episodios puntuales que se van haciendo más habituales e intensas, en función de la confianza en sus ‘avances’ que vaya asumiendo el acosador. Chistes inapropiados, proposiciones, gestos sexuales, envío de correos con material erótico y contactos no deseados son las maneras en las que los acosadores empiezan sus avances.

Para empezar, es necesario mostrarse firme ante los primeros episodios inapropiados. El acosador, por regla general, busca la sumisión y la pasividad. No le des armas para que se haga fuerte. Asimismo, si estas situaciones se repiten e intensifican, es necesario comunicárselo al comité de empresa y buscar consejo en nuestros amigos, familiares y compañeros. En segundo lugar, nunca debes pensar que la situación ha sido provocada por actitudes tuyas. En muchos casos las personas que abusan sexualmente de otras buscan crear esa idea en sus víctimas.

En caso de que el acoso sea recurrente, registra lo más detalladamente posible cuándo, cómo y en qué circunstancias se produjeron los diferentes casos. También es interesante que recrimines su actitud a la persona que te haya acosado en presencia de algún compañero de tu confianza. Eso puede servir como elemento disuasorio. Si el acosador es un compañero de trabajo, el primer paso es poner en comunicación del hecho a la dirección de la empresa. En caso de que el acoso lo ejerza el superior directo, lo más aconsejable es poner el caso en conocimiento de la Inspección de Trabajo.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>