Menú principal

Descubre el corrector adecuado para ti

corrector adecuado

Existe cierta confusión a la hora de elegir el corrector adecuado para disimular las pequeñas imperfecciones que todos tenemos en el rostro. Muchas mujeres no tienen claro cuál es el producto idóneo para atenuar las ojeras o para tapar un antiestético granito. Un error que se produce con bastante frecuencia es utilizar iluminador en lugar de corrector, cuando su función es otra completamente distinta: aportar luz a las áreas más ensombrecidas. Por su parte, los correctores tienen la misión de ocultar los defectos que afean el rostro y unificar el color.

En este post, te explicamos cuál es el corrector idóneo para camuflar las imperfecciones más comunes que tienen las mujeres en la cara.

–          Ojeras: Un fallo que se comete habitualmente es aplicar un corrector de un color más claro que el de nuestra piel para cubrir las ojeras (http://es.wikipedia.org/wiki/Ojeras). Los maquilladores profesionales desaconsejan esta práctica, puesto que sólo sirve para que las ojeras adquieran un tono gris y se noten aún más. Las mujeres con la piel morena es bastante probable que tengan unas ojeras parduzcas, por lo que el corrector más recomendable en su caso es el amarillento. Aquellas chicas que sean más pálidas deben optar por los correctores en tonos rosas, ya que sus ojeras suelen ser azules o moradas. En cualquier caso, es aconsejable que los correctores para ojeras sean ligeros y que hidraten en profundidad.

–          Granos: Borrar el volumen de un granito no es posible, pero sí atenuar su apariencia camuflando su tono rojizo. El corrector verde obra maravillosas a la hora de disimular un grano, ya que neutraliza el color rojo. Basta con aplicarlo, con un dedo, antes de la base de maquillaje. Para no retirarlo después, es preferible usar una esponja pequeña y extender el maquillaje mediante ligeros toques.

–          Manchas: La exposición al sol y el envejecimiento son los principales factores que provocan la aparición de manchas en la piel. Para camuflar estas zonas con exceso de pigmentación, lo ideal es recurrir a un corrector naranja si las manchas son oscuras.

–          Rojeces: Las mujeres que tienen la piel más clara suelen tener problemas de rojeces. Para matizar ese tono, la fórmula adecuada consiste en mezclar un corrector verde con uno que sea un tono más claro que el de tu piel. Para ello, lo mejor es que ambos sean líquidos. Las bases de maquillaje con pigmentos amarillos también contribuyen a rebajar las rojeces.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>